Banner-Salud-05.png
Tamaño letra:

¡La luz solar y cáncer de piel!

La forma más importante de reducir el riesgo de desarrollar un cáncer de la piel es evitar exponerse sin protección a los rayos solares y a otras fuentes de luz ultravioleta.

 Esto resulta particularmente importante alrededor del mediodía, cuando la luz ultravioleta es más intensa.

Protéjase: con ropa, incluyendo una camisa y un sombrero de ala ancha, con unas gafas de sol que ofrezcan una buena cobertura de rayos UV, para proteger de forma óptima los ojos y el área de piel alrededor de los mismos.

Un factor de protección de factor 15 como mínimo, que debe aplicarse antes de exponerse al sol, y debe usarse aunque el cielo esté cubierto de nubes ya que la luz ultravioleta puede atravesarlas.

No se deben usar cabinas bronceadoras. La exposición excesiva a la luz ultravioleta puede aumentar el riesgo de desarrollar cáncer de la piel.

¡Les deseamos una Feliz Navidad, próspero Año Nuevo y…a disfrutar de las vacaciones!!!

Cordialmente

Dr. Alejandro Gamboa Castro
Médico
Departamento de Salud.